Soleado
Temperatura:
21º
Ciudad:
Buenos Aires
viernes 06 de diciembre de 2019 | Suscribite
BLOOMBERG /
jueves 14 noviembre, 2019

Economía global pisa terreno peligroso, vulnerabilidad general

La vulnerabilidad del crecimiento global a los conflictos comerciales y la dependencia del impulso de EE.UU. quedaron expuestas a medida que las economías más grandes de Asia vacilaron y Alemania esquivó levemente una recesión.

Galería de imágenes

Craig Stirling


Fotogalería
China’s Economy Struggling Across All Sectors, Beige Book Says Foto: Bloomberg

La vulnerabilidad del crecimiento global a los conflictos comerciales y la dependencia del impulso de EE.UU. quedaron expuestas a medida que las economías más grandes de Asia vacilaron y Alemania esquivó levemente una recesión.

El jueves inició con un triple golpe de tristes datos que desaceleró el crecimiento japonés a una fracción de las proyecciones, antes de que China informara el aumento más bajo en la inversión en activos fijos en al menos dos décadas. En Europa, Alemania publicó un crecimiento sorpresivo, pero solo tras una contracción más profunda que la estimada previamente.

La fragilidad señalada por los informes resalta la necesidad mundial de un acuerdo comercial entre China y EE.UU. que pueda eliminar la incertidumbre que deprime la producción de fábrica. También destaca el riesgo de que EE.UU., donde la fuerza del consumidor ha apoyado el crecimiento, pueda convertirse en la única muleta del impulso global.

engine

“Estamos en una recesión manufacturera”, dijo Saker Nusseibeh, director ejecutivo de Hermes Fund Managers, en Bloomberg TV. “Incluso en EE.UU. hay una contracción en la fabricación. La diferencia es que el consumidor en EE.UU. salva el día en una cantidad mucho más fuerte que el consumidor en Alemania”.

La débil demanda global pesó sobre Japón, donde el crecimiento anual se redujo a solo 0,2% en el tercer trimestre, en comparación con un pronóstico promedio de 0,9%. Izumi Devalier, jefe de economía de Bank of America Merrill Lynch, estimó que los datos futuros podrían empeorar aún más.

Creemos que las cifras del PIB del cuarto trimestre serán bastante débiles”, dijo a Bloomberg Television. “No nos sorprendería en absoluto si tuviéramos una contracción considerable”.

China tenía un tema similar; tanto la producción industrial como las ventas minoristas no llegaron a los pronósticos. La inversión en activos fijos creció solo 5,2% en los primeros 10 meses del año, la menor desde que comenzaron los registros en 1998.

Por ahora, el gobierno y el banco central en China se han abstenido de inyectar un gran estímulo a la economía, prefiriendo hacer ajustes más pequeños para tratar de impulsar el crecimiento sin una expansión masiva de la deuda. La debilidad revelada el jueves aumenta la posibilidad de que tal restricción no se mantenga.

Estamos muy cerca de los resultados del gobierno chino”, dijo Larry Hu, economista de Macquarie Securities en Hong Kong. “El cambio en la tendencia a la baja depende completamente de cuándo el gobierno intensifique sus esfuerzos de estímulo”.

Mientras que Alemania, la economía más grande de Europa, desafió las expectativas de una recesión con un crecimiento sorprendente en el tercer trimestre, el ritmo fue de solo 0,1% y la inversión en maquinaria y equipos cayó. La contracción en el período anterior fue revisada a 0,2%, mayor que la reportada originalmente.

El crecimiento en la eurozona como tal fue de solo 0,2% en el trimestre. Nusseibeh describió el impulso de la región como “increíblemente débil”.

Eso deja a EE.UU. como el punto brillante en la economía global. La confianza de los hogares allí mejoró por tercer mes en noviembre, según un índice de la Universidad de Michigan. El mercado laboral sigue siendo sólido, y los empleadores agregaron 128.000 nuevos empleos en octubre.

En sintonía con esa capacidad de recuperación, el presidente de la Fed, Jerome Powell, se aferró el miércoles a su opinión de que las tasas de interés probablemente queden en pausa tras tres reducciones consecutivas. Sin embargo, la manufactura y la inversión empresarial están bajo presión, al igual que en otros lugares, lo que muestra cómo las perspectivas de un acuerdo comercial siguen siendo cruciales para proporcionar confianza.

Las últimas conversaciones se centran actualmente en una exigencia de EE.UU. de que China detalle cómo planea alcanzar hasta US$50.000 millones en importaciones agrícolas anualmente, según personas familiarizadas con el asunto. Los negociadores chinos se resisten a una propuesta de metas de compras mensuales, trimestrales y anuales, y también insisten en que las dos partes deben acordar reducir los aranceles por fases si se llega a un acuerdo, dijeron las personas.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4835

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.