Ligeras lluvias
Temperatura:
13º
Ciudad:
Buenos Aires
sábado 18 de agosto de 2018 | Suscribite
POLICIA / Investigación
miércoles 13 junio, 2018

Crimen narco de Belgrano: las víctimas le abrieron la puerta al supuesto sicario

Una cámara de seguridad muestra a la abogada de los Naged junto a un hombre que sería quien disparó. Qué otros peritajes la complican.

por Cecilia Di Lodovico

"Crimen narco de Belgrano: las víctimas le abrieron la puerta al supuesto sicario" Foto: captura

La secuencia del ingreso al edificio de Cabildo 2659 que muestran las cámaras de seguridad complican a la abogada Julieta Bonanno, detenida por el doble homicidio de un hombre procesado por narcotráfico y su hijo.

Las cámaras, que analiza el juez federal Adrián González Charvay, muestran al presunto sicario llegar al lugar en un vehículo pasadas las 21.30. Su cabeza no está cubierta por la capucha con la que minutos más tarde, se lo ve esperar, junto a Bonanno, en la puerta del edificio habitado por el colombiano, nacionalizado mexicano, Rodrigo Alexander Naged Ramírez, involucrado en el caso Bobinas Blancas.

Una lente ubicada en el hall de ingreso toma a la abogada esperando en la puerta, aproximadamente, las 21.40, cuando John Alexander Naged Aguilar, de nacionalidad colombiana e hijo de Naged Ramírez, desciende del ascensor para abrir la puerta.

El hombre señalado como el ejecutor de los crímenes, espera detrás de Bonanno, ya con la capucha puesta. Los investigadores creen que, tapándose la boca, la letrada le hace un comentario y el misterioso hombre le responde. Naged Aguilar los deja pasar y cierra la puerta detrás de él. En ese momento, baja su padre.

La secuencia que sigue, sorprende. El encapuchado, que lleva un botinero en su mano, es el primero en llamar al ascensor. Se adelanta, incluso, a Naged Ramírez, que se traslada con ayuda de un andador, a su hijo y a su defensora. Los tres charlan antes de subirse al elevador.

Doble crimen narco: la abogada se negó a declarar y seguirá presa

Cuando llega el ascensor, se dividen. Bonanno y Naged Aguilar se suben en uno con el sicario, en el segundo, va el mexicano. Minutos más tarde, se ve al hombre encapuchado descender del mismo ascensor que compartió con la abogada y el hijo de su cliente. Vuelve a subir poco después.

Una hora más tarde, se lo ve bajar. Está agitado y su buzo, tipo campera, está abierto. Con la capucha puesta, tiene el cuidado de bajar la cabeza ante la presencia de la cámara. Más tarde, llega la Policía de la Ciudad. Una oficial es la primera llegar a la escena. Encuentra a los dos hombres asesinados. A un costado del mexicano, su andador.

La pólvora hallada en la izquierda mano de la abogada podría indicar que, al menos, manipuló el arma con la que fueron asesinados los dos hombres. Al ser diestra, es poco probable que haya disparado. El caso es investigado por la ex División de Homicidios y Drogas Peligrosas de la Policía Federal.

Los detectives de la fuerza comandada por Néstor Roncaglia sospechan que pudo tratarse de una escena orquestada para cometer y ocultar un robo. Creen que los Naged tenían dinero en el departamento y que la abogada lo sabía. Cuando detuvieron al mexicano, en 2017, se le secuestraron 50 mil dólares. Tampoco descartan que se haya ordenado la ejecución desde el país azteca.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4360

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.