miércoles 08 de abril de 2020 | Suscribite
OPINIóN / Elecciones 2019
lunes 28 octubre, 2019

Elecciones Presidenciales: reconfiguración política

Lo sorpresivo a medida que avanzaba el escrutinio fue que la diferencia entre el ganador y el perdedor era menor a lo esperado y proyectado.

por Ricardo Rouvier

Predicciones: qué dice la carta natal de Mauricio Macri y Alberto Fernández Foto: instagram
lunes 28 octubre, 2019

Hubo una tendencia anunciada que se cumplió: el futuro Presidente iba a ser Alberto Fernández. Lo sorpresivo a medida que avanzaba el escrutinio fue que la diferencia entre el ganador y el perdedor era menor a lo esperado y proyectado. Al igual de lo que paso en las primarias, pero al revés. Sacando los blancos, y suponiendo que la elección repitiese las PASO, Alberto Fernández llegaría a 49,90% y Macri 32,93%. En el caso del Frente de Todos se llegó a un número similar a este; pero en el caso del Presidente registró un incremento significativo (casi 8 puntos) y que obliga a una observación más detallada.

La mayoría de los electores repitieron su voto, pero hubo una porción importante que decidió apostar a la reelección. Una primera obervación indica que hay elecciones provinciales que han contribuido fuertemente a ese promedio. Distritos como Córdoba, Santa Fe, Mendoza y CABA, registraron una performance del ofi0cialismo que influyó en el promedio total país y que evitó lo que se presumía desde las PASO, que el oficialismo iba a una catástrofe electoral. La Provincia de Buenos Aires, el principal distrito, cumplió la predicción de goleada a favor del Frente con 13 puntos de diferencia. No obstante, Vidal logró un 38%, creciendo luego de las PASO.

Lavagna reconoció la derrota y se comprometió a ayudar a buscar acuerdos

Es evidente que el cambio de estrategia del oficialismo a partir de las primarias, recurriendo a métodos propagandísticos tradicionales, además de las redes, produjo acontecimientos de comunicación (las 30 ciudades) que, si bien, no modificaron el amperímetro en algunas provincias; pero en otros sí.

Los cuatro años de gobierno de  Mauricio Macri exhibieron una evolución de más a menos en que la gestión tuvo su punto de inflexión a partir de la ley previsional en diciembre del 2017, acelerando su derrumbe ante la opinión pública. En realidad su derrota es mucho más asignable a sus fracasos que al éxito de su oposición, que recién poco tiempo antes de las elecciones logró unirse. Es llamativa la falta de pericia de un gobierno que no pudo sortear ningún obstáculo que se le presentó. Todos los indicadores macroeconómicos muestran resultados negativos, y la economía familiar navega con un nivel de endeudamiento que desespera al ciudadano de a pie.

Elección Presidencial: decisión sobre el destino del país

El acompañamiento de muchos ciudadanos a Macri, se reforzaba por la percepción de la dificultad que el archipiélago peronista se unifique. Pero, la sorprendente jugada de Cristina Fernández de Kirchner al elegir a Alberto Fernández fue exitosa porque el espacio, y la crisis económica se acrecentaba. El oficialismo se distrajo ante su adversario; y no obtuvo beneficios políticos por sus gestos, desde que asumió, de seducción de sectores no propios (gobernadores, sindicalistas, movimientos sociales).

En definitiva la pérdida del gobierno por parte de Juntos por el Cambio es porque faltó un cabeza político-estratégico que construyera acuerdos y avance evitando promesas voluntaristas que resultan hoy burlescas: inversiones, pobreza 0; o terminar con la cultura populista, etc. Esa ausencia de política fue reemplazada post PASO a través de que Macri le puso el cuerpo a la derrota inminente. La jugada Pichetto fue tardía y venía precedida de un ninguneo al peronismo, pero lo peor era que también se omitió la política como una acción indispensable para administrar la grieta. Cambiemos no tuvo política, tuvo políticos que gobernaron pero no política. 

Macri felicitó a Alberto Fernández y se verán este lunes en la Casa Rosada

Fue tal la caída de la administración Macri, que terminó tomando medidas “kichneristas” para consolidar gobernabilidad frente a las  elecciones. Al punto cabe preguntarse que, si eventualmente hubiera habido una continuidad de Macri; cuál hubiera sido su política económica, luego de haberla suicidado.

Entonces, ¿cómo se lee, ese 40% de votos? Se lee sobre la base de un voto estratégico contra el peronismo/kichnerismo; y expresa la necesidad de un amplio sector de la población que es necesario contar con una oposición fuerte al gobierno de Fernández/Fernández. Traducidos los números de cada fuerza política, la constitución de los bloques legislativos muestra que ninguno tendrá quórum propio, y esto obliga a una negociación y acuerdo. 

La "derrota digna" de Mauricio Macri: cómo creció el oficialismo tras las PASO

Una nueva alianza, el Frente de Todos, se hará cargo del gobierno. Por supuesto que existen en su seno diversas opiniones sobre variados temas críticos que van del posicionamiento internacional, hasta políticas relacionados con la relación Estado y los mercados. El modo como se resolverá la confrontación de miradas será dado por la política misma. Conociendo al peronismo hoy surgirá la proyección de un nuevo jefe que es el propio Pte. y cuya centralidad definirá los caminos de la recuperación. 

El período de transición hasta el 10 de diciembre será largo y hay urgencias día  a día que acechan la economía y las finanzas, además de  una desbocada inflación, y el retraso de los ingresos.El Presidente Macri ha convocado al ganador a conversar y este contestó afirmativamente. En medio de una obstinada grieta este es un gesto tranquilizador.

Qué busca dejar Mauricio Macri detrás del #19OLaMarchaDelMillon

Entre lo destacado de esta elección también hay que mencionar a Cristina Fernández de Kirchner que logró resucitar de sus cenizas como el Ave Fénix, superando los obstáculos que tenía con gobernadores, sindicalistas, y dirigentes políticos del peronismo no K. Su situación judicial será un tema de agenda para más adelante, pero es indudable que la cuestión no es algo que preocupe a los propios seguidores. Su imagen que venía siendo negativa desde que la última etapa de su gobierno a la fecha, ha empezado a desplazarse hacia la calificación positiva.

Alberto Fernández es el nuevo presidente que reúne las virtudes de la prudencia y la fortuna. En poco tiempo logró una confianza y empatía con todo el peronismo que le será favorable para la gestión. El pueblo se ha expedido con un nuevo testimonio democrático, que conlleva un profundo deseo de que los argentinos puedan superar esta realidad agobiante.


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4959

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.