Soleado
Temperatura:
21º
Ciudad:
Buenos Aires
viernes 15 de noviembre de 2019 | Suscribite
POLITICA / Entrevista con Fontevecchia
domingo 6 octubre, 2019

Alfredo Cornejo: "Hay una alta tolerancia a la corrupción en Argentina"

El presidente de la UCR y uno de los dirigentes más críticos de Macri analizó el presente político del país y la situación tras las elecciones en Mendoza. La entrevista completa se emitirá a las 23 por Net TV.

Jorge Fontevechia entrevista a Alfredo Cornejo Foto: Pablo Cuarterolo
domingo 6 octubre, 2019

El gobernador saliente de Mendoza, el radical Alfredo Cornejo, fue entrevistado por Jorge Fontevecchia en el ciclo Periodismo Puro, una charla que podrá verse completa este domingo a las 23 horas por NET TV. Todavía fresca la enorme repercusión política del amplio triunfo radical en Mendoza, el referente de Cambiemos analizó el presente político del país y dejó importantes conceptos sobre la realidad social, habló de "la alta tolerancia a la corrupción que hay en la Argentina" y también destacó la particular la "cultura del esfuerzo" que se da en su provincia.

"Cada región tiene sus particularidades. No es necesario mirarse al ombligo. Mendoza cultivó una cultura del esfuerzo, debido a que es una región muy árida. De los huarpes en adelante, administrar el agua fue un trabajo de ingeniería. Y esa cultura del esfuerzo y del trabajo se vino perdiendo a través de las sucesivas administraciones políticas que la deterioraron", dijo el mandatario cuyano, puntualizando que pese a ese deterioro "todavía quedan cimientos" de la vocación por el esfuerzo y el trabajo. "Tampoco puede descartarse que tengamos algunos aspectos similares a Chile", agregó Cornejo.

Acá, un fragmento de la entrevista: 

—Este meme audiovisual sobre Mendoza (se lo proyecta) dice: “Necesitás descansar, disfrutar, venite a Mendoza, una provincia con puentes sin cortar, con clases todo el año, instituciones funcionando a pleno, ganas de oxigenar, si vos querés, en el país también, Mendoza libre de kirchnerismo”. Más allá del humor, ¿por qué Mendoza es diferente? ¿Hay un área geopolítica entre Mendoza capital y Santiago de Chile?

—Hubo un intercambio muy fluido durante muchísimos años. Algo que viene incluso desde los pueblos originarios y que se ve en el cruce de la montaña, a pesar de ser altísima. También, es un elemento a considerar una institucionalidad que se preserva, a partir de una Constitución muy estricta.

—No hay reelección.

—Y la división del poder es muy tajante. A eso se suma una dificultad enorme para modificar la Constitución. Una Constitución que nació de la élites del momento en 1916. Se pelearon entre sus fracciones y a partir de las disputas surgieron las trabas para que no pudiera ser modificada. Se necesitan dos tercios de los votos, no de los presentes, sino de la totalidad de las cámaras. A partir de allí, es necesario un plebiscito que se gane con la mitad más uno de los electores. Es un conjunto de restricciones muy fuertes. Por ejemplo, el gobernador no puede ser sucedido por un familiar directo: ni por su esposa, ni sus hijos, ni sus padres. Tampoco se puede ser senador nacional inmediatamente después. Un cúmulo de restricciones fuertes que todavía están vigentes. Eso convive con otras realidades del país: en Mendoza no somos ajenos a la cultura populista. El resultado de Mendoza fue una batalla política. Triunfaron ideas contra la corriente imperante.

Mendoza cultivó una cultura del esfuerzo, debido a que es una región muy árida, dijo el gobernador Cornejo.

—De hecho, en las PASO hubo un resultado distinto.

—Hubo una batalla política con un correlato electoral. Se necesitaron cuatros años para imponer una agenda más liberal progresista, a contramano de la cultura general del país. Por ejemplo, se dio una pelea para regular de manera distinta la movilidad urbana, tal como pasó con Uber o Cabify. Los autorizamos, los hicimos legales. Eso fue antes de que entraran patoteando, como lo hicieron en Buenos Aires. Lo mismo sucedió con el Item Aula, por ejemplo.

—¿En Santiago también está autorizado Uber?

—No. Pero están en eso. El pionero del continente en la materia fue Montevideo.

—Su tono al hablar recuerda al de Sebastián Piñera.

—(Se ríe) La verdad es que tengo más amigos en lo que era la Coalición Socialista, demócratas cristianos, que en la Renovación Nacional. Estudié en Santiago de Chile, también. Hice un posgrado de Planificación y Política Pública en la Cepal (Comisión Económica para América Latina y el Caribe).

—En los momentos de los festejos el día que usted ganó se escuchaba el grito: “El que no salta es un ladrón”, ¿hay en Mendoza un vínculo con la corrupción diferente del resto del país?

—Para los mendocinos hay temas que si están bien instalados no se los lleva la inflación ni el deterioro económico. Existe un tipo de valoración diferente. Tiene que ver con la oferta y demanda de los dirigentes. En Argentina hay una alta tolerancia a la corrupción, quizás un poco menos en Mendoza. Pero también tenemos el problema.

Alfredo Cornejo, en la entrevista con Jorge Fontevecchia.
Alfredo Cornejo, en la entrevista con Jorge Fontevecchia. (Foto Pablo Cuarterolo) 

Una cultura que no es ajena a Rosario, a Córdoba, a la Ciudad de Buenos Aires. No es diferente a la de las ciudades de más de cien, doscientos mil habitantes del interior de la provincia de Buenos Aires. En la franja central productivista hay condiciones para ideas liberales progresistas o socialdemócratas. Es una región con mucha mayor predisposición ciudadana para asimilar esas ideas", dijo el manadatrio cuyano, considerando a una pregunta sobre populismo que "es una consecuencia de nuestro fracaso económico".

"El populismo tiene su correlato político. El radicalismo representó la idea contraria durante cien años. Y si cien años le resulta mucho, porque es un período con muchos cambios, digamos que la representó en los últimos 34 años de democracia", agregó Cornejo en la charla con Fontevecchia.

Luego se refirió también a la grave situación social que se da en los grandes conglomerados urbanos, como el bonaerense o el de las ciudades como Rosario, Córdoba y la misma Mendoza: "La pauperización hizo que se pierda el sujeto social que representaba el radicalismo y las ideas liberales progresistas. Una vez más aparece la cuestión de la oferta y la demanda política: los ciudadanos que podían entusiasmarse con ese mundo cultural son los que fueron deteriorando su calidad de vida y sus ingresos. El ejemplo más típico es el de la pauperización del conurbano bonaerense, que distorsiona el sistema político argentino. Si hay una reforma político-institucional de fondo para hacer en la Argentina es dividir estos distritos y que no sean una sola provincia de Buenos Aires".

 

Leé el reportaje completo de Fontevecchia a Alfredo Cornejo haciendo click acá 

AB/HB/MC


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4814

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.