viernes 07 de mayo de 2021
REPERFILAR Devaluación

Cómo funciona la economía con brecha del 100% entre el dólar oficial y el blue

Tras las nuevas medidas del Banco Central, aumentó la diferencia entre la divisa norteamericana oficial y su cotización en el mercado paralelo. Cómo se adapta cada sector de la economía.

13-10-2020 12:32

La brecha cambiaria entre el el dólar oficial ($82 pesos)  y el dólar blue (165 pesos) ya supera más del cien por ciento. Cómo consecuencia, no solo el ahorro se vio restringido, sino que muchos rubros de la economía real se vieron afectados. Pero el que tiene que producir, el que tiene mercadería, ¿cómo trabaja en este contexto?

Lo primero que hay que entender es que la brecha hace que el que tenga que importar esté apurado por hacer esas importaciones porque cree que va haber una devaluación mayor. Entonces se le pide al Banco Central que le den todos los dólares posibles porque aunque no necesiten las importaciones con urgencia, quieren adelantar esas importaciones para cubrirse de una recesión pronunciada.

Turismo en pandemia: hoteles implementarán un seguro sanitario en la tarifa

Por otro lado, ¿aué pasa con los exportadores? Lo contrario, demoran las exportaciones. ¿Por qué? Porque el que tiene una mercadería y le puede vender al mundo a cambio de dólares, no quiere hacerlo hasta no saber si ese dólar al que le va a pagar hoy es que va quedar oficialmente. Por eso, la brecha cambiaria lo que hace es apurar a los importadores y demorar a los exportadores.

Otra consecuencia de la brecha del más del cien por ciento es que aparecen oportunidades de consumo. El que tiene guardado el dólar en el colchón y una situación bastante oxigenada en la economía, tiene chances para ir al dólar paralelo y cambiar esos dólares y conseguir bienes por mucho menos precio en dólares. Es decir, por ejemplo: si se cambia dólares ahorrados en el mercado paralelo a 150 o más, terminará pagando un Toyota Etios a 7.500 dólares cuando en Brasil sale 11.400 dólares.

El acopio de todo lo que sea materiales de la construcción aumentó, porque todos los bienes "dolarizables" son utilizados como refugio ante la posibilidad de una devaluación. En este contexto, la economía real se queda sin precios, por ello cualquiera que tenga elaborar un presupuesto por algún bien o servicio, prefiere aguardar a una estabilidad cambiaria.