jueves 07 de julio de 2022
POLITICA de gobernadora a diputada

Vidal nacionaliza su figura y arma una línea interna

Desde su nuevo rol de legisladora ya está planeando recorridas por el interior. Busca contener a los que no se sienten larretistas y, mucho menos, cercanos a Bullrich. Su vínculo con el jefe de Gobierno y el trabajo en el Congreso.

19-12-2021 02:28

Cuando terminó la elección porteña, María Eugenia Vidal se tomó un par de semanas de vacaciones con su pareja, Quique Sacco. Al regresar, su agenda se llenó inmediatamente: reuniones para empezar a trabajar proyectos en el Congreso, rearmado de su “mesa chica” y la idea firme de nacionalizar su figura con recorridas por el país.  

Es más, la flamante diputada tiene pensado comenzar a diagramar su propia línea interna en Juntos por el Cambio, con una diferencia respecto a otras: no está pensando en una candidatura puntual. Su mandato vence en 2025. Y su figura encaja en muchos engranajes políticos. 

Activa, el viernes estuvo en el cierre de la agrupación La Marea en el estadio de tenis de Parque Roca, en el sur de la Ciudad. Se trata de la agrupación de referentes sociales que anima la secretaria de Bienestar porteña, Milagros “Mili” Maylin, quien viene de ser funcionaria bonaerense con Vidal en el área de urbanización de villas. Allí se la vio sonriendo animadamente con Horacio Rodríguez Larreta (quien tocó el bombo) en el acto.  

Sin presiones externas ni internas, Vidal empezará a construir un espacio autónomo. Asegura que ya no tiene “jefes”: afirma que está “liberada”. Su relación con el jefe de Gobierno continúa siendo fluida, lo considera “un amigo” y, en todo caso, un socio en la política. Sigue reivindicando que Mauricio Macri la empujó a la política partidaria pero se siente alejada al ex presidente: está al tanto de cada crítica que Macri le dispensó durante todo el año. Incluso, los halagos que él y Patricia Bullrich hicieron a Javier Milei en plena campaña que la tenía como candidata. Fuego amigo, lo definen sus asesores. 

Con todo, está la decisión de sumar voces y dirigentes que quieran encolumnarse detrás de su liderazgo. Para ello ya les pidió a sus colaboradores que preparen el “Plan 2022”, que incluye recorridas por el interior. Córdoba, Santa Fe y Mendoza, por caso. “Quiero conocer las realidades de todo el país”, cuenta Vidal ante sus íntimos. Aunque detesta los “ismos”, el vidalismo como corriente interna podría intentar contener a aquellos que no terminan de reconocerse con el larretismo (en especial algunos de sus funcionarios) pero, sobre todo, con Bullrich y su forma de armar políticamente.  

A pesar de ello, hace pocos días estuvo reunida con la presidenta del PRO e intentaron avanzar en una convivencia pacífica. Algo similar había ocurrido entre Bullrich y el jefe de Gobierno en un desayuno en Tabac hace dos semanas.  

Sus opciones están abiertas: presidenta, vice, Jefa de gobierno o titular de Diputados

De todas maneras en la cabeza de Vidal sigue estando una máxima: su deseo final es ayudar a que un miembro de JxC vuelva al poder en 2023. Igualmente no tiene apuro. Sus opciones están abiertas: desde su propia candidatura presidencial, a vicepresidenta, pasando por jefa de Gobierno o eventual titular de la Cámara de Diputados si gana la oposición.  

En el Congreso colocó a Juanchi Mattera como su jefe de asesores. Se trata de un joven ex funcionario bonaerense que formó parte del equipo del hoy vicepresidente de la Legislatura porteña, Emmanuel Ferrario (primer candidato a legislador porteño), el vidalista-larretista que se transformó en el virtual vicejefe de Gobierno. Pero no solo por el cargo: participa de las reuniones de gabinete de la Ciudad y su influencia fue creciendo durante este año en la consideración de ambos dirigentes. De hecho, la ex gobernadora dice sentir “orgullo” por el crecimiento de quien fuera su ex funcionario a cargo del seguimiento de gestión.  

Para los grandes temas, además, ya tiene sus asesores externos de peso: Gustavo Ferrari en Justicia, su “amigo” Cristian Ritondo  –jefe del bloque además– para Seguridad y los temas parlamentarios en general, y por supuesto su histórica mano derecha, Federico Salvai.  

También se reunió con Silvia Lospennato, quien se encarga del camino de los proyectos parlamentarios en el bloque. La ayuda a comprender el sistema parlamentario. Pero no la incorporaría a su equipo: la legisladora viene de trabajar con Emilio Monzó codo a codo y ahora reporta a Guillermo Dietrich en el Voluntariado del PRO. Un camino que no convence a la ex vicejefa porteña. 

Si en 2020 recuperó su vida personal, en 2021 siente que recuperó su vida política. Sigue creyendo que ser candidata en la Ciudad era su mejor opción: no jugar o volver a la Provincia hubieran sido decisiones catastróficas, analiza. Y, aunque no la pasó nada bien en la campaña porteña, sus matemáticas le indican que hizo una buena elección sacando 47%. En todo caso el error, piensa, fue poner una vara tan alta, de 50%.  

Mañana por la tarde tendrá su última reunión de la mesa “vidalista” que incluye diputados nacionales, funcionarios porteños y asesores históricos. Será un brindis y también el comienzo de una nueva etapa para la ex gobernadora.

“Máximo insultó a toda la oposición”

La diputada nacional María Eugenia Vidal arremetió contra el jefe del bloque del Frente de Todos luego de que cayera la sesión sobre el Presupuesto 2022.  

“Máximo Kirchner empezó a insultar a toda la oposición demostrando una vez más que no quiere el diálogo”, señaló al ser entrevistada en Radio Mitre

“Lo de ayer (por el viernes) es el ADN del oficialismo que es el ‘vamos por todo, no escuchamos y tratamos de imponer sin dialogar’. Era una crónica anunciada desde el día lunes”, lanzó Vidal . 

“Todos los jefes de bloque de la oposición les habían anticipado su voto negativo, y aun así decidieron ir al recinto para ver si nos quebraban, y cuando vieron que eso no iba a suceder pidieron cuarto intermedio”, expresó Vidal. 

Cuando Máximo tomó la palabra dijo: “Me llama poderosamente la atención el comportamiento que están teniendo un ex vicejefe de Gobierno, una ex gobernadora de la provincia de Buenos Aires, un ex ministro del Interior y el ex presidente de esta Cámara ante una situación gravísima en la que dejaron este país cuando lo endeudaron en 44 mil millones de dólares”. A partir de ahí cambió la postura opositora y en lugar de votar el regreso a comisión el proyecto se rechazo.

En esta Nota