Soleado
Temperatura:
21º
Ciudad:
Buenos Aires
martes 19 de noviembre de 2019 | Suscribite
ELOBSERVADOR / Cambio estructural
sábado 18 mayo, 2019

Transformar lo siniestro en maravilloso

.

Paula Groisman

Desigual. Las diferencias entre las escuelas públicas y las privadas se observan en los estudios, que brindan un diagnóstico alarmante sobre la educación en Argentina. Foto: Jose Romero
sábado 18 mayo, 2019

¿Qué significa educar en medio de las agudas y dolorosas transformaciones que están viviendo nuestras sociedades latinoamericanas, cuando se cuentan por millones sus analfabetos? ¿Qué entendemos por educación? ¿Por qué es tan necesaria? ¿Qué es lo más inmediato, lo esencial?

La realidad social, realidad compleja y contradictoria, opera como factor determinante en el desarrollo del conocimiento. Esto hará a su vez que el conocimiento vaya creciendo, conformando sus formas de pensamiento.

Cada niño será emergente en un sistema vincular a partir del interjuego entre la necesidad y la satisfacción.

Las experiencias de lectura se inscriben en el niño desde lo diario y desde su necesidad, e irán configurando su subjetividad. El mundo interno de cada niño se irá modificando con las vivencias de las prácticas puestas en acción. A través de estas prácticas, el niño interpretará la realidad y orientará su acción en el mundo externo.

Si ponemos la mirada en la historia escolar, el alumno ha logrado en su proceso de adaptación activa a la realidad un aprendizaje que tiene una historicidad, con continuidades y discontinuidades, ha adquirido a través de distintos modelos un estilo de aprendizaje y ha logrado una determinada apropiación del objeto de conocimiento.

Qué se pretende lograr con la práctica de la lectura desde nuestro campo de acción –en este caso, una escuela primaria común pública– es uno de los interrogantes a resolver. El poder lograr “conmoverse”, en el sentido de “moverse con otro”, permitirá ir en la búsqueda de ese placer tantas veces añorado en la rutina escolar. El acercamiento al libro permitirá al niño darse cuenta de que “los libros no muerden”, pero sí “pellizcan el alma”…

La Escuela Nº 23 DE 18 “República de Portugal” está ubicada en la calle Gualeguaychú 550, en el barrio de Floresta. Presenta una importante franja comercial a lo largo de la Av. Rivadavia y en la Av. Avellaneda.

El nivel educativo de las familias es dispar: profesionales y/o secundaria completa, además de estudios primarios completos e incompletos.

Sus ocupaciones varían desde empleados y cuentapropistas hasta un porcentaje con una alta tasa de desempleo.

El placer de la lectura como base del Proyecto Escuela implica tener en cuenta varios aspectos, donde las relaciones culturales y económicas atraviesan el escenario donde se desplegará la tarea.

La lectura como propuesta de trabajo será una manera de aprender a aprender, e intentará una revisión crítica de esos modelos donde el placer no tenía lugar.

A partir de la elección de un escritor en cada uno de los grados con los que se ahondará en su obra, la escuela propone que a lo largo del recorrido, desde que el niño inicia su primer grado, culmine su escolaridad primaria construyendo una biblioteca personal, propia, que le permita disfrutar de diferentes autores que entrevistará a lo largo de su trayectoria escolar. Cada niño podrá así desmitificar el “ser escritor” y comprender el “ser persona”.

Pensemos en nuestros alumnos portadores de frustraciones personales, familiares… Como expresó Pichon-Rivière: “El arte puede transformar lo siniestro en maravilloso”.

*Directora de la Escuela Nº 23 DE 18 “República de Portugal”.


Temas

Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4818

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.